Sigue en contacto

header ads

Este es el vestido que le queda bien a todas

wrap dress o vestido cruzado

Con el respeto que merece el perfecto LBD, si existe un vestido tan mítico e icono como el anterior es el wrap dress o vestido cruzado.

Lleva desde los años 70 esculpiendo el cuerpo de las mujeres por obra y gracia de Diane von Furstenberg. Y de las brillantes noches de Studio 54 a las oficinas y los cóteles más serios, el wrap dress se convirtió rápidamente en un auténtico imprescindible en el armario de toda clase de mujeres, y aún hoy lo sigue siendo.

Muchas dirán que su nueva popularidad es gracias a otra marca Réalisation Par, pero la verdad, es que este vestido sólo necesita de su mismo para ser una estrella. Y las razones son muy sencillas de explicar:

- Define la cintura, ya que destaca la parte más estrecha del cuerpo y simula una silueta reloj de arena.

- Se adapta a cualquier ocasión.

wrap dress o vestido cruzado

- Tengas el tipo de cuerpo que tengas sienta a la perfección.

- Su escote estudiadamente abierto lo hace sexy y effortless a la vez.

- El cruce de la parte frontal y el lazo a la cintura crean un triángulo invertido con un interesante efecto estilizador de la silueta.

wrap dress o vestido cruzado

- Última, pero no menos importante, el cruce de la tela se transforma en el mejor truco para esas chicas con mucho pecho que quieren disimularlo.

Pero como decíamos, es el vestido más universal de todos. Y es que, al mismo tiempo, esas chicas con poco pecho también se sirven de este corte para realzarlo.

wrap dress o vestido cruzado

Fuente: Glamour.